domingo, enero 20, 2008

Sin título

A Gisela Jörger


Hoy era un buen día
acababa de leer a Heraud
y su deseo de morir entre pájaros y árboles
y de saber que yo sí le temo a la muerte

Acababa de pensar en lo bien que me fue
y me enteré de que ya no te veré más
con tu muerte también se muere un pedacito de mí y de mi pasado
la última vez que te vi
la última
era todo como antes
todos éramos como antes
en la misma sala con los mismos libros
la misma gente

Hubiera deseado que el tiempo se detenga allí donde nos encontramos
cuando todo era bonito porque tú lo querías
hoy ya no estás
te has ido para encontrarte con el hijo que perdiste
y nos has dejado aquí sobreviviendo
maldiciendo
no haberte ganado esta vez



No hay comentarios.: